01 %
Comunicación legal¿Oportunismo o ser oportuno? El posicionamiento de los despachos de abogados en época de teletrabajo #YoMeQuedoEnCasa

¿Oportunismo o ser oportuno? El posicionamiento de los despachos de abogados en época de teletrabajo #YoMeQuedoEnCasa

Hoy me toca escribir este post desde mi casa, deseando que toda esta situación acabe pronto y podamos rehacer nuestras vidas, volviendo poco a poco la “normalidad”, aunque quizá la “normalidad” entendida como la forma de vida que teníamos antes de la crisis originada por el COVID19 nunca vuelva.

Pero eso no tiene por qué ser del todo malo, prefiero quedarme con las consecuencias positivas de esta situación, relativizar en la medida en la que puedo, sacar fuerzas para seguir adelante y pensar que quizás el mundo se vuelve algo mejor tras la pandemia, la sociedad se vuelve más “humanista”, las personas sean más conscientes de que nos necesitamos los unos a los otros, o que el medio ambiente vuelva a sonreír un poco más, como me decía un amigo el otro día, por mencionar algunas.

Y entre estas consecuencias positivas, y entrando ya en el terreno que me ocupa, el progresivo uso de la tecnología, de las herramientas online que tenemos a nuestro alcance a nivel profesional, de los altavoces que tenemos a nuestra disposición para generar nuestros mensajes y hacer que lleguen a las personas idóneas, son sin duda muy buenas noticias.

Los despachos de abogados juegan, y van a jugar, un papel muy importante asesorando y ayudando a empresas, empresarios, autónomos o trabajadores por cuenta ajena, en multitud de inconvenientes legales y económicos que afecten directamente a su patrimonio, negocios e incluso familia.

Por ello, sin ánimo de ser oportunistas, si no por el contrario, siendo muy oportunos, los despachos han de exprimir al máximo todas las opciones que tienen de poder hacer llegar sus mensajes a su público objetivo, ¿y eso se puede hacer desde casa? ¡Por supuesto que sí!

En primer lugar, como en cualquier plan estratégico, tenemos que dar un paso atrás para tomar carrerilla y analizar la situación actual en toda su magnitud, reflexionando sobre nuestros puntos fuertes y nuestras materias de especialización, de cara a poder ofrecer un valor añadido a nuestros clientes.

¿Cuáles son las materias en las que vas a poder asesorar con garantías? ¿Qué soluciones legales y tipo de asesoramiento puedes ofrecer a tenor de las medidas que está tomando el Gobierno tras esta crisis sanitaria, social y económica? Como recomendación, huyamos de generalidades, y vayamos a lo concreto, seleccionando nuestros objetivos de forma que sean medibles y coherentes con nuestros recursos.

¿Y qué tipo de acciones puede desarrollar un despacho de abogados, en esta situación, para poder posicionarse como referencia en determinada especialidad?

  1. La web

Lo primero es trabajar la web, adaptar un espacio en el que poner de relieve nuestra especialidad en determinado tipo de asuntos: qué tipo de asesoramiento ofrecemos, a quién nos dirigimos, y cómo pueden contactar con nosotros.

Este espacio web ha de ser muy visual, funcional y bien estructurado, y ha de ir acorde al resto de la página. Pero recuerda ir al grano, no pecar de autobombo y desarrollar un contenido útil, que aporte verdadero valor a aquellas personas que, de una forma u otra, necesitan tu asesoramiento legal.

  1. La web necesita actualización de contenidos

Hemos de dotar de contenidos ese espacio web y, para ello, ahora más que nunca, hemos de mostrarnos dinámicos y actualizados. La realidad no puede ir siempre por delante de nosotros. Hay y habrá muchas novedades en materia legal, medidas que afecten a muchos colectivos, empresas y sectores de actividad. El despacho ha de ser muy rápido y permanecer alerta con el objetivo de que sus contenidos sobresalgan del resto.

Para ello, la creatividad y el diseño juegan un papel muy importante. El uso de buenas imágenes, los titulares sugerentes, las ideas claras, los mensajes concisos, todo ello suma y hará que tu contenido sea diferente.

Si tenemos la posibilidad de establecer una periodicidad en el envío de contenidos, hagámoslo. La sociedad quiere respuestas, necesita ayuda legal, y seleccionará los contenidos que más le llamen la atención y arrojen luz de una forma más precisa a todas sus dudas e incertidumbre generada por esta situación.

  1. Informa a tus clientes

Ahora mismo, es vital para cualquier despacho tranquilizar, en la medida en que eso es posible, a sus clientes. Que sepan que los abogados están ahí para ayudarles, disponibles, preparados para escuchar sus dudas e inquietudes, e informarles, periódicamente, del desarrollo en materia legal que conllevan las distintas medidas económicas y empresariales que se están tomando.

Desgraciadamente, la crisis económica va de la mano de la crisis sanitaria que estamos viviendo, y ahí están los abogados para poder asesorar a sus clientes y ayudarles a minimizar el impacto negativo en sus negocios y patrimonio. Los abogados tienen un papel MUY importante en estos momentos.

La seguridad de saber que se está en buenas manos no tiene precio, y para ello, los contenidos como las circulares informativas o newsletters juegan un papel muy importante.

Pero no caigamos en el intrusismo, no vale todo. Hemos de saber a quién mandamos cada contenido y cuándo mandarlo. En eso consiste el marketing de contenidos, en saber cuáles son las necesidades de cada cliente y poder mandarle la información pertinente en el momento oportuno. Para ello, hemos de tener organizada una base de datos, segmentando por tipología de cliente en función de determinados filtros. Si no lo hacemos, podemos conseguir el efecto contrario, y que el impacto de nuestros envíos sea negativo.

  1. El contenido audiovisual

Es totalmente recomendable el diseño y adaptación de píldoras audiovisuales para generar determinado tipo de contenido. Dada la cantidad ingente de textos, post, artículos y noticias que corren por las redes, un buen video llamará la atención. ¡Y también se pueden hacer desde casa!

Es importante ser directo, natural, y contar con una buena edición, asociando el contenido a nuestra marca y expertis. No hablo de videos muy densos, todo lo contrario, las píldoras audiovisuales de un minuto y medio pueden ser una muy buena fórmula para hacer que nuestros contenidos calen en nuestra audiencia.

Ahora que estamos en casa, las formaciones online pueden ser otra gran opción para dirigirnos a nuestro target. Hay multitud de herramientas, cuyo uso es muy fácil, que nos pueden ayudar a organizar determinados webinars, que son jornadas formativas en las que poder interactuar con nuestra audiencia.

Se trata de hacer formaciones muy prácticas, entendibles y útiles, respondiendo, una vez más, a las necesidades más inmediatas de nuestros clientes.

Existen un gran número de opciones y acciones de marketing y comunicación a desarrollar para poder llevar a cabo un adecuado posicionamiento en relación a determinadas especialidades, y la diferenciación juega actualmente un papel muy importante para los despachos de abogados que quieran ser una opción real frente a las necesidades legales de sus clientes actuales y potenciales.

Ahora más que nunca, los despachos, como el resto de las empresas que aún no se han visto obligadas al cierre, necesitan avanzar, adaptarse y responder a la realidad del mercado que nos ha tocado vivir.

Y aunque no siempre es fácil, el optimismo, las ganas por seguir subsistiendo, la ilusión de seguir creciendo y la intención de ayudar a otros, han de imperar en nuestro día a día, ahora más que nunca, con solidaridad, haciendo todo lo que esté en nuestras manos para poner nuestro granito de arena, sobrellevando esta situación de la mejor manera posible, escogiendo lo positivo, animando a nuestros “salvadores” sanitarios, a nuestros mayores y niños, y aprovechando para aprender nuevas cosas.

Si me estás leyendo, te mando muchísimo ánimo, fuerza y esperanza, esperando que, dentro de poco, lo virtual dé paso a lo real, y que lo real se siga viendo reforzado por lo virtual.

¡¡ÁNIMO!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba Desliza Ver